un espacio cultural que conecta con el resto del mundo a nuestro estado y región...

Bienvenidos amigos todos...Es nuestra modesta intención que el presente BLOG sirva al colectivo guariqueño para dar a conocer al resto de Venezuela y al mundo, todo aquello que exalte nuestra cultura, valores humanos, inquietudes y proyectos.

De la misma manera nuestro blog estará siempre dispuesto a difundir, a Venezuela y al mundo, los valores propios y universales de nuestra condición humana y social...

JUAN YÁÑEZ, les saluda y les da la bienvenida desde nuestro modesto rincón en San Juan de los Morros, la capital del Estado Guárico, en Venezuela.

viernes, 20 de febrero de 2015

Indígenas mantienen retenidos a comandante y soldados del Ejército venezolano











EL BLOG OPINA

Según esta información el ejército venezolano amparado por un gobierno de dudosa legitimidad  anda “meando fuera de la perola” donde debería mear. Tamaña grosería, (no nos referimos a las palabras altisonantes que empleamos) sino a la actitud despótica y abusiva de unos uniformados que deberían dar ejemplo y proteger, y no agavillarse con la minería ilegal y otros intereses canallescos, violadores de leyes y derechos en contra de una pacífica comunidad indígena, naturales de ese lugar desde tiempos inmemoriales.
Pareciera que los arcos y las flechas pueden más que los fusiles del siglo XXI o quizás la valentía y la determinación de aquellos que luchan por conservar lo propio ante los que se escudan tras el poder para cometer fechorías.  Pusilánimes “Soldaditos de plomo” que ni las armas saben utilizar, que ignoran el significado del valor y la decencia, y yerran  embutidos en uniformes y pertrechos de la patria a la que deshonran y avergüenzan.   
 

COMUNIDAD INDÍGENA retienen y desarman a comandante del Ejército y 9 soldados en el Caura, estado Bolívar, VENEZUELA

"El comandante se encuentra bien pero está custodiado en la gran churuata de la comunidad. Todos están bien, nosotros los desarmamos", confirmó vía telefónica Ramón Tomedes, presidente de la Fundación Indígena Medewadi y vocero de la Organización Kuyujani.

MARÍA RAMÍREZ CABELLO |  EL UNIVERSAL
jueves 19 de febrero de 2015  08:40 PM

Ciudad Guayana.- Indígenas de las comunidades Ye'kwana y Sanema de la Cuenca del río Caura en el estado Bolívar mantienen retenidos desde el miércoles al comandante del Ejército, Gianfranco Giordani Leal, encargado del puesto de control de la localidad de Maripa, municipio Sucre, y a nueve soldados, en protesta por la quema de dos viviendas.

"El comandante se encuentra bien pero está custodiado en la gran churuata de la comunidad. Todos están bien, nosotros los desarmamos", confirmó vía telefónica Ramón Tomedes, presidente de la Fundación Indígena Medewadi y vocero de la Organización Kuyujani.

La Organización Indígena de la Cuenca del Caura Kuyujani explicó, a través de un comunicado, que el miércoles 18 "de forma arbitraria, dicho comandante se presentó en el sitio denominado el Playón y quemó una vivienda indígena. Luego subió al Salto Pará ‘Kuyuwi Sodi' y también quemó otra vivienda aparentemente en venganza por las denuncias que contra él se han hecho".

La Organización Kuyujani ha denunciado, desde octubre de 2014, ante la dirección de la Región Estratégica de Desarrollo Integral (REDI) al comandante Giordani Leal "por irrespetar los cupos de combustible asignados para el transporte desde y hacia las comunidades que viven en la zona"; además de que mantienen severas críticas por la complicidad de los uniformados con quienes practican la minería ilegal, que ha causado deforestación y contaminación mercurial.

Tomedes destacó que desde octubre no reciben combustible "porque aunque Pdvsa lo ha autorizado el comandante se ha negado arbitrariamente y eso afectó el transporte, la salud y la educación".

"Los indígenas del lugar retuvieron al comandante y a nueve soldados produciéndose disparos que afortunadamente no causaron daños. En este momento el Comandante Giordani Leal, así como los soldados se encuentran custodiados por los indígenas ye'kwana y sanema que allí viven. Sin embargo, al lugar están llegando masivamente los indígenas de la zona para sumarse a la protesta por el atropello cometido por los militares", indica el comunicado.

Este jueves se presentó el comandante del puesto de Caicara al Salto Pará pero "su presencia fue rechazada por los indígenas quienes no quieren entrevistarse con subalternos". Los indígenas aseguran que quieren dialogar, pero no aceptan "ni un atropello más".

La organización destaca que rechazan la actividad minera independientemente de que algunos pobladores locales participen, y reconocen que aunque en el 2006 solicitaron la colaboración de la Fuerza Armada Nacional para controlar la invasión minera en el Caura, dos años después se perdió el control con la llegada de nacionales y extranjeros a ejercer la minería y "los militares se han hecho cómplices de la minería ilegal aplicando vacunas para hacer llegar bienes y combustible a las zonas mineras".

Exigen presencia del Gobierno

Las principales exigencias, apuntan, son la presencia de altos representantes del Gobierno, entre los que mencionan al vicepresidente de la República, Jorge Arreaza, "para dialogar pues estamos cansados tanto de los atropellos de los militares, como de los mineros que están destruyendo los ecosistemas y el territorio".

Asimismo, solicitan el retiro de los militares de Pie de Salto y del Salto Pará; el desalojo minero en su totalidad; el respeto a las disposiciones de Pdvsa en materia de combustible; el respeto a las comunidades indígenas del Caura; y el reconocimiento de sus derechos sobre los hábitats que ocupan de manera ancestral y tradicional.

Desarmes previos

A finales de octubre de 2011, 13 comunidades indígenas del Alto Paragua desarmaron a 22 efectivos de la Armada y el Ejército que –aseguran- permitían la minería ilegal en los espacios de los que habían sido desalojados meses antes.

Por la acción, fueron detenidos por una semana aproximadamente y presentados ante el Tribunal Militar Décimo Séptimo de Control de Ciudad Bolívar, cuatro capitanes indígenas del Alto Paragua, municipio Angostura del estado Bolívar. Los capitanes quedaron bajo régimen de presentación.


En febrero de 2013, miembros de 12 comunidades indígenas del sector 3 de Urimán, en el municipio Gran Sabana al sur de Bolívar, detuvieron y desarmaron a 43 efectivos del Ejército venezolano, en protesta por la suspensión de las autorizaciones de vuelo a 21 aeronaves privadas, que contribuían al abastecimiento de alimentos, medicinas, así como al traslado de pacientes e indígenas desde las comunidades remotas hasta Santa Elena de Uairén y Ciudad Bolívar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada